Canciones nuevas

No es un secreto que ando algo desilusionado y desencantado con el mundo editorial. Esperas interminables, contestaciones inexistentes, no ser nadie para las editoriales pese a tener un currículum de once libros publicados y premios literarios…

La nueva novela iba a publicarse esta primavera, que empieza en unos días. Digo iba, porque a estas alturas ya debería de estar todo en marcha (correcciones, portada, maquetación…) y no lo está. Hace cosa de un mes escribí al editor para preguntarle y no recibí respuesta, así que ahora mismo no tengo ni idea de cómo va la publicación, cuándo será, ni si será…

La que sí que va adelante es la nueva que me van a publicar los de Wavebooks, pero esta es para el año que viene, así que aún queda mucho. En el tema literario muchas de las cosas no están en mi mano. Bueno, lo único que está en mi mano es escribir. Para publicar una novela necesitas de una editorial que apueste por ti y esperar, siempre esperar.

Con la música me está pasando lo contrario. Soy yo el que decide los tiempos, ya que yo mismo soy el que hace las canciones y el que las publica. Lo único que necesito es un estudio de grabación con un técnico profesional que me haga las mezclas, en esta caso IraeStudio con Albert Díez.

Ya están en mi poder las canciones que grabé en mi última visita al estudio. Esta sesión de grabación me ha servido para aprender un montón. Sobre todo a no hacer algo que ha perjudicado el resultado final, y es forzar la voz. Demasiadas horas al día cantando y repitiendo tomas han hecho que en algunas partes se note la voz un poco rota y cansada. Sé que es algo que en la mayoría de las ocasiones solo noto yo, pero lo noto, sobre todo en la versión lenta de Salir de Aquí, así que la próxima vez, jornadas de grabaciones más cortas con descansos más largos. En vez de estar ocho horas al día en el estudio, estar cuatro.

Otra de las cosas que he aprendido es que necesito ser capaz de grabar demos antes de ir al estudio, porque ahora que tengo las canciones, veo cambios necesarios en tonos, cosa que podría haber visto si hubiera grabado antes las demos, con lo que iría al estudio con las versiones mucho más pulidas y podría cambiar cosas antes de entrar a grabar, cuando ya es tarde. De las tres canciones nuevas, hay dos en las que cambiaría muchas cosas para que mejorasen una barbaridad, pero es tarde para hacer cambios.

También estoy aprendiendo a conocer mejor cuál es el tono que mejor me va, y todo esto lo llevaré para la próxima vez que grabe más canciones. Ayer mismo compuse una nueva a partir de una base que hice en octubre y que deseché. Ir aprendiendo también me da energía para seguir con esto. Quiero hacer las cosas bien y no correr, por eso no saldrá nuevo single al menos hasta septiembre.

Lo que sí planeo sacar es un Ep de Salir de Aquí, con remixes y la versión lenta. Esta canción merece ser movida más y, claro, sin el apoyo de una gran discográfica, es muy difícil llegar a la gente, por lo que no quiero dejarla morir sacando otro single ahora.

Javier, a seguir aprendiendo.

Author: Javier Herce