Blog y noticias

Posted in Blog

Se acabó

Pues las vacaciones han llegado a su fin. ¿Balance? No me han sabido a nada. Después de que se acortaran casi una semana de lo que deberían haber durado, no he podido desconectar casi nada porque he estado en contacto con el trabajo casi a diario. No me quejo porque sé que eso entra en mi nuevo puesto, pero es verdad que la sensación de estar de vacaciones no la he tenido.

He intentado relajarme, pasear con el wiccano, y dedicar algo de tiempo (poco) a mi música y literatura (a esto menos aún).

El pasado sábado, seis de julio, íbamos a ir a la manifestación del orgullo, pero yo estaba demasiado cansado como para aguantar horas de pie allí. El cansancio acumulado era tal, que preferí no ir. Nos dimos una pequeña vuelta por el centro y volvimos a casa. Eso fue todo. Pensaba que me iba a apenar, pero no lo hizo, porque al final das prioridad a tu descanso, a tu bienestar físico, y hay cosas que dejas de lado y tampoco importan tanto, aunque en realidad sí importen.

El lunes, ocho de julio, fue un día completo. Tenía estudio a las diez de la mañana y fue bien y mal a la vez. Hacía mucho tiempo que una sesión de grabación no iba mal y no podíamos acabar una canción en una sola sesión, pero ocurrió. ¿Por qué? Me hice daño en las cuerdas vocales y me quedé afónico a mitad de la canción.

Cómo la producción de la nueva canción no estaba lista (Jorge tenía muchas cosas pendientes que terminar y estos días se ha dedicado a ello mandándome las mezclas de todo lo que habíamos grabado últimamente y aún no tenía), el plan era grabar la versión en español de The Perfect Boy, pero también iba con otra cosa en mente.

Una de las últimas canciones terminadas que me mandó Jorge estos días, la primera que hacíamos R&B, me encantó, pero había algo que creía que se podía mejorar, y era los agudos del final. Estaba todo bien, pero yo notaba que estaban cantados de una forma un poco atropellada, como si estuvieran improvisados, que era ni más ni menos que como estaban. Le dije que había habido veces que había recibido la producción de las canciones el día antes a grabarlas y eso me dejaba poco margen para pensar en arreglos y cosas que sin la música no salen y con la música te sugiere mejor. Ha ocurrido con más canciones y no iba a ser la primera en la que repetiríamos los agudos finales, que suele ser lo único que varía de mis composiciones a la grabación, porque siempre dejo esa parte para cuando está la producción hecha.

Decidimos empezar por aquello y mi fallo fue ir directamente a cantar agudos, cuando normalmente con pruebas de sonido suelo ir calentando la voz y empiezo por las partes suaves de la canción. Como si fuera nuevo, fuimos directamente a grabar esos agudos. ¿Qué pasó? En la primera frase se me cortó la voz, cosa que es normal. Carraspeé un poco y continuamos, pero noté que me picaba mucho. Vamos, que me había hecho daño, por bruto.

Grabar esos agudos no fue problema. El problema fue, después de grabar una demo nueva, al ir con The Perfect Boy en español. Las estrofas perfectas, pero yo notaba ese picor dentro del cuello. Al llegar al estribillo…

Tengo que decir también que The Perfect Boy es una canción muy difícil de cantar, por sus giros de tonos y colocación de la voz y, claro, no pude. Lo intentamos pero esos cambios del estribillo no me salían. Estaba afónico. Fue imposible. Tuvimos que dejarlo para otro día y eso me frustró mucho, sobre todo porque estaba convencido de que en cuestión de una hora o así volvería a estar perfecto, pero no había tiempo.

Lo que sí hicimos fue grabar esa demo nueva para que Maintrack hiciera la producción, en principio la última canción del álbum. En realidad esta producción no va a ser nueva, porque compuse una canción encima de una demo que me mandó para la balada soul del álbum, que en un principio Jorge creó como un tema pop, pero yo no lo veía así por lo que lo descartamos, e hicimos bien porque esa canción quedó muchísimo mejor con la producción a lo Sade que hizo.

Esa primera demo era muy buena, por lo que creé un tema completamente nuevo a raíz de ella y al grabar la demo allí los dos coincidimos en que iba a quedar muy bien. Muy noventero. La grabaremos la semana que viene, antes de la que tenemos pendiente, porque como la producción ya está medio hecha, Jorge podrá acabarla rápido.

Salí de allí frustrado, pero hubo cosas que sí salieron bien.

De allí el wiccano y yo fuimos a comer sushi a un buffete al que solemos ir y la comida nos salió gratis porque vimos una cucaracha en la cinta por donde pasaban los platos. 

Después fuimos a casa a descansar un poco. Era pronto y aproveché para echarme una siesta, porque teníamos concierto por la noche. A eso de las seis nos fuimos para el centro y de allí fuimos caminando por Arguelles hasta Moncloa para hacer tiempo hasta las siete y media que abrían las puertas de las Noches Del Botánico, en Ciudad Universitaria. Tocaba Lorena McKennitt, una de las cantantes preferidas del wiccano.

Al entrar descubrimos por qué abrían las puertas dos horas antes del concierto. Aquello era una experiencia al aire libre. No lo sabíamos, pero en los jardines había puestos y terrazas y asientos por todas partes para sentarse a tomar algo. También se podían comprar cosas artesanales, como ropa y bisutería e, incluso, una tienda de vinilos. Vamos, que estaba pensado para que la gente gastara su dinero antes del concierto, y les salía bien, porque aquello se llenó y todo el mundo estaba sentado en las terrazas consumiendo y cenando. La verdad es que el sitio me gustó mucho. También había un concierto celta (no en el escenario principal, sino en uno pequeño que había entre los jardines).

Teníamos primera fila y entramos para sentarnos cuando abrieron. El concierto empezó puntual a las nueve y media y fue una maravilla. Yo conocía a Lorena McKennitt, pero no había profundizado en su música. Descubrí un mundo maravillosos, una voz increíble y el concierto fue una obra de arte. Duró más de dos horas (porque hicieron un parón de casi media hora, claro, para que la gente se levantara a consumir, cosa que hicieron casi todos) y al llegar a casa era ya la una de la mañana. Un día largo y agotador, pero para el recuerdo.

El siguiente día en el que hicimos algo fue el miércoles, día que teníamos pensado rodar un nuevo videoclip para mi próximo álbum. Había contactado con un estudio fotográfico para hacer las fotos de la portada y rodar el videoclip principal, pero tardaron en contestarme y no tenían fechas, así que como teníamos tiempo, decidí que un día podíamos hacer algo para otra de las canciones y que saliese más adelante. La canción rollo Sade. Fuimos al Retiro, porque había un rincón en uno de esos edificios que hay dentro, uno al lado del palacio de cristal, que me gustaba, porque tenía una puerta de madera enorme y desgastada que podía quedar genial.

La cosa es que la luz, aunque era fuerte, no reflejaba bien e hicimos cosas, pero había tomas enteras que no valían, porque la luz era un desastre. Es lo malo de hacer cosas en exterior. Por eso quería ir a un estudio. Al final hicimos unas fotos delante de la puerta y, raro en mí sobre todo en público, me quité la camisa para hacerme unas fotos con el torso desnudo y después al verlas descubrí que era de las más bonitas que me habían hecho en mucho tiempo. De ahí fuimos a otro sushi buffete a comer.

Al ver el resultado del vídeo en casa me frustré (una vez más), porque había mucho que no servía, así que por la tarde nos dimos una vuelta buscando lugares y probando hasta que llegamos a los exteriores del cementerio de la Almudena donde hicimos alguna cosa que quedó bien, pero con un concepto demasiado diferente y no sé si cuadraría con lo que rodamos por la mañana.

Ayer volvimos a intentarlo. Fuimos de nuevo al Retiro, pero antes para coger la luz de otra forma, y el rincón con la puerta estaba ocupado con otra gente, así que buscamos sitios hasta encontrar un muro de piedra en el que el vídeo salía bien. Después de la experiencia de las fotos con el torso desnudo, quería que las nuevas tomas fueran así, por lo rodamos allí con la camisa abierta y todo iba bien, hasta que la gente, con la falta de respeto y educación de siempre, empezó a pasar. Aquel lugar no era de tránsito en absoluto (estaba como escondida detrás de unos arbustos), pero claro, en el Retiro va mucha gente a correr, a pasear, y no es raro que caminen por todas partes, pero si ves que alguien está haciendo un trabajo en un lugar, con los kilómetros que tiene el parque, no te cuesta nada pasar por otra parte, pero la gente empezó a pasar y, aunque lo hacían por detrás de la cámara, yo no me sentía a gusto, porque teníamos que parar todo el tiempo. Cuando ya uno no se cortó un peló y pasó por delante, me enfadé y decidimos dejarlo y aprovechar lo que hubiéramos grabado.

Dimos una vuelta por el parque y me hice unas cuántas fotos (en realidad muchas) y nos fuimos a casa. No sé qué saldrá de este videoclip, pero como tampoco tenía planes de hacerlo, si no sale bien tampoco pasa nada.

Hoy ya sin salir de casa para aprovechar el último día y mañana de vuelta a la normalidad sin haber desconectado casi nada, porque mi WhatsApp y mi teléfono no ha parado en estos diez días.

Posted in Blog

Vacaciones

Después de que mis vacaciones tuvieran que haber empezado el pasado fin de semana, por fin lo ha hecho hoy aunque claro, en vez de durar dos semanas y dos días, van a durar solo diez días. Eso sí, llego agotado. Las necesito desesperadamente y esta vez simplemente me voy a proponer no hacer nada. Si las uso para no parar, me puede dar algo.

Aprovecharé para escribir, leer, ver películas y retomar la revisión del vampiro. Estos días lo he vuelto a coger y lo que sí me propongo es acabar. Me quedan pocas páginas y me gustaría re lanzarlo para Halloween. Creo que sería una buena ocasión. Además estos días revisando mis archivos de fotos he encontrado unas que le hice al wiccano en su habitación de Córdoba en su día. Una de ellas formó parte de los carteles de promoción de la novela pero me he encontrado un diseño de la portada que hice con otra de las fotos que la verdad me gusta mucho más que la que salió y creo que la voy a recuperar, actualizando ese diseño. Estas cosas me motivan ahora que llevo bastante tiempo tan decaído con mi carrera literaria. Hacer cosas que me divierten, me apasionan, es lo que tengo que hacer.

Ahora a aprovechar estos diez días para eso, no hacer nada…

Posted in Blog

Basta ya.

Hoy es el día del orgullo. Como todos los años, iba a poner en las redes una foto de la bandera y hacer mi alegato por la igualdad, pero este año no. Este año ya me cansa estar siempre pidiendo igualdad cuando no paro de recibir odio por las redes sociales.
Toda la vida he tenido que luchar, o más bien soportar, burlas, insultos, mofas, acoso psicológico y físico por algo tan simple como ser diferente. La gente me dice que debería de tener más seguidores, triunfar en la música, con los libros, porque me lo merezco, pero la realidad es esta y es que la norma es no aceptar al que no es como los demás. Siempre he llevado como bandera ser diferente y me siento muy orgulloso de mantenerme firme y fiel a quien soy y a lo que soy, pero uno ya se acaba cansando de estar toda la vida soportando el odio por no ser como los demás, haga lo que haga.
Los que tienen un físico normativo poseen el privilegio de ser admirados. Las redes tienen eso, que todo es imagen. Los que no cumplimos con eso, no crecemos en sitios como Instagram o Tik Tok (de donde es la foto que pongo).
Además soy un pack porque lo tengo todo en contra: calvo, gótico y gay. No me importa decirlo porque es lo que soy y es la verdad. El problema lo tienen los demás, porque lejos de recibir mensajes y comentarios dándome opiniones sobre el trabajo que hago, se meten con mi físico o mi condición. Toda la vida así.
La gente no se da cuenta porque siempre lo borro todo y muchos mensajes son privados, pero creo que basta ya porque yo jamás le he hecho daño a nadie. Solo quiero hacer las cosas que me hacen feliz, aprender, mejorar y ser bueno en mi trabajo.
¿De qué me sirve ofrecer las mejores canciones posibles si solo recibo odio? ¿De qué me sirve esforzarme? Todo son trabas y simplemente digo vale ya, aunque sé que no sirve de nada, porque seguirá ocurriendo.
Se entiende que hoy es un día para luchar por la igualdad, pero todo es mentira, porque vamos a peor y lo vemos constantemente.
Después de esto, sí, estoy muy orgulloso de mí mismo, de la persona en la que me he convertido y de hacer las cosas que me gustan, porque es la única forma de algún día poder encontrar algo parecido a la felicidad.

Posted in Blog

Nueva canción.

Ir al estudio de grabación después de ocho horas de trabajo (y haberme levantado a las cuatro de la mañana) a veces me viene bien, porque llego con la voz trabajada y caliente de estar activo todo el día, pero hoy no ha sido la mejor idea. Todo ha salido bien, pero me notaba muy cansado y podría haber dado mucho más de mí.

La canción que hemos grabado, un tema soul muy de los ochenta (No me dejes caer, acércate…), al principio iba a ser cantado con potencia, pero al ir grabando veíamos que no funcionaba demasiado y además mi voz hoy no estaba en su mejor día. En cuanto hemos cambiado los agudos finales por una voz mixta y suave, nos hemos dado cuenta de que había que ir por ahí y lo hemos repetido todo menos las estrofas, que sí estaban cantadas así.

Yo quería que esta canción fuera potente, pero al final le quedaba mejor una voz mixta y suave. Incluso el productor me ha dicho que debería cantar más así, que mi voz suena muy bien en esa tonalidad. Yo estoy de acuerdo, pero siempre he sido muy fan de las canciones espectaculares, aunque en este caso es verdad que le beneficiaba y ha quedado muy bien.

Quizá debería hacer canciones menos agudas en general para poder jugar más con los tonos y que no se me vaya demasiado al final, que era lo que le pasaba a esta, aunque la hemos salvado así. Lo que ocurre es que yo estoy más cómodo en tonos altos en general, pero claro, eso deja poco margen para agrandar la canción en momentos porque ya los agudos son demasiado altos, sobre todo para un hombre. Llego, pero eso no quiere decir que quede bien. Puede que trabaje en ello. Componer canciones que a uno lo beneficien, cuando no es músico, es más complicado de lo que parece.

Posted in Blog

The Perfect Boy ya está aquí

The Perfect Boy, el primer single del que va a ser mi próximo álbum, ya está disponible en todas las plataformas digitales.

Aquí tenéis los enlaces para reproducirlo. Gracias por vuestro apoyo: THE PERFECT BOY

Posted in Blog

The Perfect Boy

Ya está todo listo para que vea la luz el primer single de mi nueva era musical. The Perfect Boy va a marcar el arranque, este viernes, de lo que va a ser mi próximo álbum, el quinto ya.

Iba a esperar a después del verano para comenzar con todo (y sacar un single más del anterior álbum, The Reborn), pero en el último momento decidí pasar página y cerrar el capítulo que han formado mis dos últimos álbumes, uno en español y otro en inglés, los primeros que no me producía yo mismo y que marcaba una nueva época musical en la que a partir de entonces contaría con un productor para todas mis canciones, MaintrackStudio y dejaría de ponerme yo a los controles (seamos realistas. No soy productor y las canciones eran flojas y anticuadas, por eso los dos primeros álbumes no están disponibles para escuchar en ninguna plataforma). Han sido dos años cantando las mismas canciones, en español y en inglés, y la verdad es que las escucho y ya me cansan un poco, no porque no me gusten, porque me encantan, sino porque estaba deseando dar el siguiente paso y, con el comienzo de las grabaciones del nuevo álbum y viendo los resultados que están teniendo estos nuevos temas, me apetecía mucho más comenzar con esta nueva era en la que todo va a ser diferente.  Además, The Perfect Boy es perfecta para el verano.

Si tengo que elegir una palabra para definir las nuevas canciones es voz. Mi voz suena como nunca. Resulta paradójico, pero tuve que dejar de dar clases de canto, después de cuatro años, para que mi voz creciera sola. Puede que me estuvieran llevando por el camino equivocado, pese a que aprendí muchísimo. Ahora mi voz es redonda y puedo hacer cosas que antes me costaba o simplemente no podía. Ahora estoy en otro nivel. Estoy en el nivel.

Todo ha cambiado. Aparte de mi voz, las composiciones que estoy haciendo son mejores y las producciones están yendo más en el camino en el que yo brillo. Dejo atrás la electrónica, que no me favorecía nada, y ahora vamos a estilos más soul, sin dejar de lado temas pop, como The Perfect Boy. También hemos hecho una bailable, pero tiene toques negros que me favorecen. Soy más exigente con las producciones y esta vez no he cogido demos ya hechas por Maintrack y he compuesto con ellas, cosa que resultó ser una idea floja en temas como Voy A Quedarme o No Te Detengas, aunque sí que fue un acierto con mi tema insignia Todos Los Días/Every Day. Ahora compongo a solas, sin demos, y después Jorge hace las producciones al cantarle las canciones en el estudio. Después de probar las dos formas, esta es la mejor fórmula.

Incluso en este nuevo álbum me introduzco en el estilo R&B con una de las canciones que ya hemos terminado. Tenemos seis canciones grabadas y, si todo va bien, la semana que viene grabaremos la séptima.

De momento The Perfect Boy saldrá en dos días y todo está ya listo para que esta nueva era comience, que tengo muchas ganas.

Posted in Blog

Música para el martes

Posted in Blog

¿Semi retirado?

Hoy acaba la Feria del Libro de Madrid y he cumplido con mi propósito de no ir ni como espectador, cliente, ni nada parecido (después de que no contaran conmigo para firmar, y no digo esto como venganza, al contrario). Necesito guardar mi salud mental y ya me he comido mucho la cabeza por todos los temas literarios, por ir o no ir a la Feria (desde dos mil ocho solo he faltado firmando dos veces y una de ellas ha sido este año), de ir atropelladamente preparándolo todo a última hora por mala organización… Muchas cosas que al final te hacen ver que no es tan importante y que tú eres lo primero, porque se cargan tu ilusión y, cuando estás allí, ves que solo eres un grano de arena en el desierto y que muchas veces tanto esfuerzo sirve solo para tener una foto en las redes, hay que ser realistas. Ojo, que la Feria de todo esto no tiene la culpa.

Sé que si hubiera ido a dar una vuelta y ver aquello me habría desmoralizado y creo que no me lo merezco. Uno tiene que tener la suficiente madurez y ser capaz de ver las cosas con la suficiente distancia como para valorarlo todo en su justa medida y saber lo que es culpa tuya y lo que no. Yo lo que tengo claro es que me he dejado la piel escribiendo, aprendiendo y ofreciendo lo mejor de mí en cada momento, que no he hecho más que trabajar y que si eso no se ha visto o no se ha querido ver, simplemente no es culpa mía.

Estoy en un punto de mi vida, sobre todo después de haber estado a punto de morir, en el que me tengo que tomar las cosas de otra forma y pensar de una vez en intentar ser feliz y hacer las cosas que me hacen sentir bien.

Ahora mismo la música es mi vida (lo ha sido siempre) y todo gira en torno a ella. La literatura ha pasado a un segundo plano. No digo que esté retirado como escritor, porque sigo escribiendo, pero viendo el panorama y la falta de proyectos sobre la mesa para publicar nada, sí que se puede decir que ahora mismo estoy semi retirado. Si en algún momento consigo que vuelva a haber un contrato de edición, volveré a la palestra, pero de momento no lo hay y lleva sin haberlo más de un año, por lo que una vez más tengo que ser realista y aceptar que ahora mismo mi carrera está en un punto muerto a la espera de que reviva, cosa que no creo que ocurra en un espacio corto de tiempo.

Ya he escrito varias veces que llevo un año moviendo hasta cinco manuscritos (el último lo acabé de escribir en enero de este año) sin ninguna noticia y que ahora mismo estoy escribiendo la mejor historia de toda mi carrera (un drama ambientado en la posguerra). Yo no he dejado de escribir, aunque no se vea en las librerías. De verdad que espero que algún día la situación cambie y que me ofrezcan una oportunidad, pero esta es la realidad y, después de tantos años publicando y llevándome portazos en la cara (yo creo que más que alegrías), ya no me puedo permitir que esto pueda conmigo. Disfruto escribiendo y ese es mi plan ahora mismo. Lo demás, como siempre digo, no está en mi mano. A estas alturas del año, y sin ofertas sobre la mesa, es casi imposible que haya ninguna publicación. Ya veremos a ver para el año que viene. Mucho tienen que cambiar las cosas para que esto no sea así.

Ya lo he dicho varias veces. No sé si esto es el principio del fin de algo que ni siquiera llegó a despegar y se quedó en un escritor prometedor, pero sí que es el momento de que mi vida deje de girar en torno a la literatura como ha hecho durante veinte años. Paz mental, salud mental. Es lo que necesito y llevaba años sin ninguna de esas cosas debido a este tema.

La pena es que mis mejores trabajos, los últimos que he escrito y la consecuencia de años de preparación, están inéditos, pero como he dicho, no está en mi mano y ahora mismo la autopiblicación me da una pereza horrible. Es probable que lo haga con el relanzamiento del vampiro, pero todo está en el aire. Todas las posibilidades están en el aire.

Ahora mismo todo gira entorno a la música y eso es lo que me hace feliz. Después de cuatro álbumes que han sido cuatro escuelas y de los que he ido aprendiendo y mejorando, estamos grabando las mejores canciones que he hecho nunca. El primer single del próximo álbum saldrá la semana que viene y se titula The Perfect Boy. Es la primera canción que hemos grabado de este nuevo trabajo y es un nuevo registro, un nuevo estilo y una nueva voz. No sé qué ha pasado en mí, pero mi voz ahora suena diferente (puede que estar por fin recuperado de mí enfermedad haya ayudado mucho), como siempre tuvo que sonar, y está preparada para asumir el reto de cantar estas canciones, que son las mejores composiciones que he hecho nunca. Cada canción del nuevo álbum es un diez y no habrá ninguna de relleno.

Esta semana hemos grabado una nueva, la número seis, y es mi incursión en la música negra. Un tema R&B con toques de jazz ligero que va a quedar realmente bien. Mientras la grabábamos, el productor no hacía más que decir: “Aquí tenemos un single”.

También le enseñé al productor una canción nueva, una balada típica de los noventa y que puede ser lo mejorcito del álbum. A él le encantó. Estoy muy contento con estas nuevas canciones, porque todas me representan y van a marcar un antes y un después, estoy seguro. En estas canciones hablo de seguir soñando, de mi eterno problema con la tristeza y del dolor interior. Es una autobiografía hecha música.

Esta vez ya me siento preparado para asumir el reto de la música con canciones redondas y un álbum que saldrá pronto y que va a ofrecer lo mejor de mí.

Ya lo estoy deseando.

Posted in Blog

Se acerca The Perfect Boy

Ayer, día de La Rioja, hicimos algo casi improvisado. Digo casi, porque se me ocurrió hace unos tres o cuatro días y hoy era el único en el que coincidíamos para hacer algo rápido y sencillo que nos costó una media hora nada más.

Cuando estuvimos en Córdoba hace un par de semanas, uno de los días fuimos a la playa de Málaga. No hizo buen día y no había nada de olas, aunque sí unas cuántas gaviotas. La playa estaba desierta y el agua helada, pero al wiccano le hacía ilusión y fuimos con su hermana. Yo tenía pensado hacer allí fotos y vídeo que posiblemente usaría para el videoclip de The Perfect Boy. Las imágenes y fotos quedaron muy sencillas, demasiado (y con muy mala luz), y saqué un visualizer, que ahora se lleva mucho y era mi idea inicial.

El caso es que con el paso de los días y con fecha ya de salida del single (veintiuno de junio), cada vez se me hacía demasiado sencillo ese videoclip e, incluso, soso. Si hubiese hecho un mejor día habríamos grabado mejores imágenes, pero lo que había era lo que había, así que se me ocurrió que podíamos grabar unos playbacks delante de unos graffitis que hay al lado de casa, algo muy rápido para poder meter más tomas en el vídeo y que no quedase demasiado cutre.

Amenazaba con lluvia después de dos días espantosos (cuando llevaba toda la semana haciendo sol y calor), pero el día amaneció bien, tranquilo y, aunque no había sol, sí que teníamos luz aprovechable.

Me puse la misma ropa que en la playa para que hubiera una conexión y grabamos unas tomas con la réflex. Fue rápido y efectivo. La experiencia me dice que así es como mejor salen las cosas.

Ahora sí que tengo material para un videoclip aunque me asalta una duda, ¿mezclar las imágenes con las de la playa (que no pegan mucho pero, ¿cuándo se me pillará otra vez en una playa?), o hacer el videoclip de nuevo solo con las tomas del graffiti.

Supongo que haré dos versiones y al terminar lo decidiré. Claro que llevo ya poniendo algunas imágenes avance en las redes con las imágenes de la playa y si después sale la versión solo de graffiti, habrá poca conexión.

Posted in Blog

Sigo escribiendo

A pesar de todo lo que escribo, digo y pienso del mundo editorial y de mi carrera literaria en los últimos tiempos, no he dejado de escribir ni pienso hacerlo. Es más, estoy ahora mismo creando el que puede ser el manuscrito más completo y el mejor que he hecho hasta ahora. Aunque no cuente mucho de este proceso, llevo desde marzo con esta historia que no se me va de la cabeza, con cinco protagonistas por primera vez (en vez de uno, como solía ser habitual) y sus secundarios. Posguerra, inspiración en Mujercitas y Lo que el viento se llevó… Llevo cincuenta y seis mil palabras y sigo enganchado, creando poco a poco esta historia en la que puedo poner con palabras todo lo que he estado aprendiendo este año y, sobre todo, puedo disfrutar de escribir que, al fin y al cabo, es de lo que se trata.

Hablo mucho más de mi faceta musical, pero la literaria sigue muy presente en mi vida. Es solo que estoy ya demasiado cansado de desilusiones y de sueños rotos.